EFE

  • La empresa es dueña de marcas como Bertolli, Carbonell, Carapelli, Hojiblanca o Koipe.

Aceite de oliva

 El hundimiento bursátil que vive la aceitera española Deoleo se agravaba en la sesión de este miércoles con caídas superiores al 14%, hasta marcar un nuevo mínimo histórico al cotizar a 4 céntimos.

La empresa -dueña de marcas como Bertolli, Carbonell, Carapelli, Hojiblanca o Koipe- ya vivió ayer una jornada negra en bolsa al perder más de un 11%, en una reacción de los inversores a la decisión de Moody's de esta semana de rebajar su nota hasta el segundo escalón más bajo posible, por considerar que su estructura de capital actual es "insostenible".

Los analistas de la agencia de calificación alertaron de que existe un riesgo cada vez mayor "de que Deoleo necesite reestructurar su deuda o pedir una extensión de sus vencimientos, lo que provocaría pérdidas para sus acreedores financieros".

La evolución a la baja en bolsa de la empresa se produce de forma paralela al empeoramiento de sus resultados económicos, ya que en 2018 registró pérdidas de 291 millones de euros, tras ajustar a la baja el valor de sus activos.

Como consecuencia de esta revisión, la empresa también entró en quiebra técnica, una situación de la que pretende salir a través de una reducción de capital de 137,7 millones.

La operación será sometida a votación de los accionistas en la junta del próximo 3 de junio.

Deoleo está actualmente controlada por el fondo de inversión británico CVC Partners, dueño del 56 % del capital y que entró en la compañía en 2014, cuando pagó 38 céntimos por acción


Read full article on Economía


Spanish Catalan English French German Italian Portuguese Russian

Radio Online



LOWE USA