AGENCIAS

  • Por primera vez la Comisión pide a un país de la eurozona que revise su plan presupuestario.
  • El Gobierno de Italia tiene ahora tres semanas para remitir el proyecto presupuestario actualizado.

Bruselas

La Comisión Europea (CE) ha pedido este martes a Italia un nuevo borrador de presupuestos para 2019, tras confirmar que el Gobierno de Roma no tiene intención de cambiar el presentado hasta ahora, que incumple las normas comunitarias.

"Por primera vez la Comisión está obligada a pedir a un país de la eurozona que revise su plan presupuestario", dijo el vicepresidente del Ejecutivo comunitario para el Euro, Valdis Dombrovskis, en una rueda de prensa tras la reunión del colegio de comisarios en el que se abordó la cuestión. El Gobierno de Italia tiene ahora tres semanas para remitir el proyecto presupuestario actualizado.

Dombrovskis explicó que las clarificaciones aportadas por el Ejecutivo de Roma "no fueron convincentes" para cambiar su conclusión de que hay un "incumplimiento particularmente grave" de las recomendaciones que Bruselas hizo al país. "El Gobierno italiano está yendo abierta y conscientemente contra los compromisos que hizo consigo mismo y con otros Estados miembros", afirmó.

La deuda italiana es la segunda más alta de la UE

El vicepresidente comunitario insistió en que las reglas "son las mimas para todos" y destacó que, si bien romperlas "puede proporcionar una ilusión de liberación", el aumento de la deuda "hace vulnerable" y puede poner fin a toda "libertad". En este sentido, subrayó que la deuda italiana es la segunda más alta de la Unión Europea, del 131,2 % del PIB. Los altos niveles de deuda y déficit, dijo, "no proporcionan un crecimiento duradero" y pueden incluso "tener el efecto contrario".

Dombrovskis avanzó que la Comisión podría tener que estudiar si abre un procedimiento de déficit excesivo al país, un proceso por el que se estrecha la vigilancia sobre sus finanzas, debido a los "cambios" que supone el borrador presupuestario de 2019 con respecto a la situación anterior.

En mayo la Comisión había decidido no abrir este procedimiento pese a la alta deuda pública italiana debido a que el país cumplía en general con sus compromisos bajo el Pacto de Estabilidad y Crecimiento -las normas europeas de disciplina fiscal-. Sin embargo, el plan actual "es un cambio material que puede necesitar una nueva evaluación de esta conclusión", dijo. Con todo, insistió en que en las próximas semanas se mantendrá un diálogo "constructivo" con las autoridades italianas.


Read full article on Economía


Spanish Catalan English French German Italian Portuguese Russian

Radio Online

Videos

Oculto
Mostrar


LOWE USA