EP

  • El club che negó la entrada a los aficionados nacidos en Alicante al partido entre Valencia B y Hércules.

Paterna

El Valencia CF ha asegurado este martes en relación a lo sucedido en Paterna con los aficionados alicantinos del Hércules, a los que no se vendieron entradas en taquillas tras pedir los DNI antes del derbi contra el Mestalla, filial del equipo 'che', que se debió a motivos de seguridad y para cumplir con la normativa.

En un comunicado, el club valencianista explicó que se pactó con el Hércules el número de entradas de las que dispondría el club alicantino para el partido, número que pasó a 200 a 275 localidades, y que pidió al rival que anunciara que no se venderían más entradas en taquillas por "seguridad".

Así, el Valencia atribuye lo sucedido, con la petición del DNI a la afición alicantina que pretendía comparar entradas en Paterna, con unos 80 aficionados quedándose sin entrar, a una mala información por parte del Hércules y no a ninguna actitud peyorativa hacia el club.

"Con el fin de asegurar su entrada a los aficionados visitantes que se desplazaran, el Valencia CF envió al Hércules CF, con el que mantiene cordiales relaciones, un cupo cerrado de 200 localidades para su venta a sus seguidores interesados en viajar a Paterna", explicó el Valencia.

Dicho número de entradas era mayor que el de la temporada anterior, aseguran en Mestalla, y fijado por criterios de seguridad y de aforo total del recinto, con conocimiento de la Policía Nacional.

"Se explicó por escrito al club visitante el número máximo de entradas disponibles para sus aficionados, quedando así claro que no iba a ser posible conseguir más ni en las taquillas de la Ciudad Deportiva ni por otro cauce, por lo que era el propio Hércules el único canal disponible para adquirir entradas", argumenta el club valencianista.

Además, finalmente el Hércules llegó a disponer según el Valencia de 365 localidades, para aficionados y compromisos del club, en torno a una cuarta parte del aforo del campo y muy superior al 5% para afición visitante habitual en Liga y UEFA.

En cuanto a que en taquillas se vendieran entradas para los aficionados locales y no los visitantes, mediante la petición del DNI para ver el lugar de nacimiento, el Valencia esgrime que se hizo para preservar la seguridad y los derechos de sus aficionados no abonados.

"Ello no respondía al más mínimo ánimo discriminatorio sino a la responsabilidad como organizador, por lógicos motivos de velar por la seguridad de todos los asistentes, de no sobrepasar dicho cupo pactado y que había sido distribuido ya previamente a través del Hércules", esgrime el club 'che'.

El Valencia CF recuerda que "siempre ha promovido el respeto y cordialidad entre clubes y aficiones" y lamenta "sinceramente" los inconvenientes sufridos por los seguidores alicantinos que acudieron sin entrada a la puerta del recinto.

"Pese a su comunicación por vías digitales, el desplazamiento, no obstante, de un grupo de aficionados desde Alicante sugiere que el Hércules CF no fue diligente a la hora de informar suficientemente ni de tomar medidas preventivas para evitar que algunos de sus seguidores acudieran al recinto sin su correspondiente entrada", sigue el comunicado del Valencia.

Por último, el club expresa su "total repulsa" hacia aquellas descalificaciones demagógicas o por intereses políticos que, desde el desconocimiento o el aparente propósito de intentar mostrar a raíz de estos hechos un inexistente conflicto entre clubes, aficiones e incluso provincias, se han vertido de modo público contra el club.

Spanish Catalan English French German Italian Portuguese Russian

Radio Online

Videos

Oculto
Mostrar


LOWE USA